Como Hacer Cordero al Horno

  • Cordero al Horno
    Tradicional

  • Cordero al Horno
    con Miel

  • Cordero al Horno
    con Patatas

  • Cordero al Horno
    con Manzana

  • Cordero al Horno
    con Vino Blanco


  • "Como Hacer Cordero al Horno"

    Como Hacer Cordero al Horno





    Aquí os mostramos de forma resumida la información sobre cómo hacer cordero al horno, para que tengáis una primera impresión de lo sencillo que resulta preparar esta tradicional receta de nuestra gastronomía. En la web os ofrecemos todo tipo de recetas detalladas paso a paso para que las puedas preparar siguiendo nuestras indicaciones.

    Como Hacer Cordero al Horno

    El cordero al horno se puede preparar de diferentes formas, usando distintos ingredientes con los que acompañarlo y otros con los que darle sabor a la propia carne, por lo que hay todo tipo de mezclas para su aliño y su guarnición. Para ver recetas completas os remitimos a la página inicial, donde encontrareis todo tipo de recetas diferentes y todas detalladas paso a paso para hacerlas. Aquí vamos a daros unas primeras nociones para preparar el cordero al horno.

    Hay recetas que lo que buscan es mantener todo el sabor del cordero, por lo que emplean un aliño no demasiado intenso, ideal para quienes busquen disfrutar de todo el sabor de la carne de cordero. También hay otras recetas que usan aliños o salsas más intensas, más indicadas para la carne del cordero lechal, el cual tiene un sabor muy especial y que no gusta a todo el mundo, por lo que para disfrutar de su carne tan tierna y jugosa, se potencia el sabor que se aporta externamente.

    Para preparar el cordero al horno hay que intentar siempre emplear un producto de calidad, ya sea una pierna de cordero o medio cordero o la parte que queramos hacer al horno. Hay que limpiar bien la carne, salarla y trocearla para asarla bien por todos lados. Se aliña como queramos, siendo los ingredientes más empleados normalmente todo tipo de hierbas aromáticas, aceite, limón, ajo machacado… y si se quiere se mete en el horno junto con una guarnición de patatas o alguna mezcla de verduras.



    Una vez asemos el cordero, hay que dejarlo bien asado por todos lados, intentando agregar salsa o un poco de agua cada cierto tiempo para que no quede reseca la carne. Es aconsejable que nos quede la carne bien dorada y que se despegue fácilmente de los huesos, esa es una señal inconfundible para saber que la carne está bien hecha. Y una vez esté en su punto se puede servir con una guarnición que hayamos horneado, o bien una ensalada o cualquier otro acompañamiento al gusto.